jueves, 2 de julio de 2009


Contratiempos


Al escribir el título de esta entrada me ha llamado la atención la palabra "contratiempos". En este caso no solo significa ir contra el tiempo, sino en contra de natura, en contra de nuestros principios y de nuestra forma de vida. Para mi, en este caso, significa todo aquello que me ha impedido llevar una vida normal en los últimos meses.

La vida es así; se desliza de forma suave, con la inercia que dan la experiencia y la rutina bien aprendida y de repente, algo con lo que nadie contaba, se apodera poco a poco de toda nuestra cotidianeidad cerrando un círculo a nuestro alrededor que nos va ahogando irremediablemente.

Vuelvo de nuevo a seguir el camino trazado, con los airbags recogidos y de nuevo a punto. Sólo ha sido un trazado tortuoso que, parece, ya ha acabado.

Nos veremos con la frecuencia que tanto he deseado.

3 comentarios:

Arturo dijo...

A veces sinuosa y otras veloz, cómo una montaña rusa, de la que no podemos controlar ni los tiempos, ni las curvas,ni las caídas y por supuesto tampoco la duración del viaje.

Te echabamos de menos.

Un beso
PD. Conozco el nudo.

AqUIEstOYyo dijo...

Volver a la normalidad es como recobrar algo que habíamos perdido. La alegria que se experimenta nos ayuda a olvidar y a valorar el "aburrimiento" de lo cotidiano.

Por aquí estamos encantados de tu regreso.

Cristina Catarecha dijo...

Arturo y Emi, muchas gracias.

Pd. Esa verja, Arturo, me cautivó desde que la vi. Paloma hizo un diseño espectacular. Besos.