miércoles, 28 de noviembre de 2007


Sunamis del alma


Ahora que los árboles desaparecen y la lluvia escasea. Que los inviernos son crudos y tiembla la tierra, ahora que los océanos se crecen y los animales perecen, ahora .....nos preocupamos.

Está bien mirar hacia afuera, a nuestro alrededor, y ser conscientes de lo que estamos haciendo con algo que nos ha sido regalado pero lo más preocupante, pienso yo, es nuestro interior.

Ahora que matamos a quien nos quiere y porque "queremos", ahora que demostrar violencia e indiferencia es sinónimo de "ser hombre", que el alma se hiela y ebulle la sangre, ahora....es hora de cambiar.
Iniciemos nuestro cambio climático, el de nuestros corazones.
Para Carmen





2 comentarios:

Kapi dijo...

Los cambios reales empiezan por uno mismo.

Felicidades por el blog y por las imágenes. Fantástico.

Cristina Catarecha dijo...

GRacias, Kapi. Todo un honor.