miércoles, 2 de abril de 2008


Siete por dos, catorce.



Estupefacta me quedé al enterarme de la ampliación a 14 de los pecados capitales (capitales de dónde? siempre se me dió mal la geografía....).


Supongo que los de antes ya no vendían entre los fieles y ahora han decidido amoldarse a los tiempos; hay que arar nuevos campos, dí que sí. Es lo que se llama una inversión de futuro.

Y hablando de inversiones...... poco importa que la iglesia, contraria según su dogma a la anticoncepción, invierta parte de su incalculable riqueza en alguna que otra multinacional que fabrica anticonceptivos. Ese es otro tema.


Poco importa que el Vaticano, por ejemplo y sin ir más lejos, haga gala de su impresionante riqueza, de su boato, sin pestañear siquiera. Eso son cosas que pasan, sin más.


Qué haremos con la Semana Santa de algunas ciudades? la desvestiremos de lujo y la convertiremos en austera? o eso pueden considerarlo como "generar pobreza"?. Porque los desnutridos, ancianos enfermos, masacrados..... esos no les importan demasiado a juzgar por el poco interés que demuestran en ellos.


Y los curas pederastas? (también, sin ir más lejos) que en lugar de ser castigados, tan sólo son oportunamente alejados de su diócesis para que puedan sorprender a pequeños en otros lugares dónde no se les conoce; eso no es un pecado capital? (ya he dicho que no estoy bien en geografía).


El empeño de la iglesia por obtener más y más beneficios fiscales, a costa de los pobres, eso no cuenta?. No, eso no es abrir brechas entre ricos y pobres. Eso es reirse de los tontos, o sea, de mi y de tí, no creas que te salvas.


No será que mientras los pobres fieles, nunca mejor dicho, se esfuerzan en no generar riqueza, ellos, los de la chilaba negra (bueno, eso era antes porque los trajes de Armani tienen gran salida entre el clero) se esfuerzan en custodiar convenientemente sus tesoros (los propios y los ajenos) mientras reparten hostias a mansalva?. Los domingos, a las 12 es una buena hora, también las tienen sin gluten, que no falte de nada.


La vena científica también les duele, son tan sensibles.... Que hay que morirse porque no hay solución a la enfermedad y no se puede investigar porque es pecado? pues se muere uno, que más da! siendo tantos como somos que importará uno más o uno menos...

Ahora, no puedo evitarlo, veo por doquier cómo la gente se condena al infierno tirando papeles al suelo o en contenedores inadecuados. Pecadores, más que pecadores!.

En fin, que ya lo dicen: siete por dos, catorce: por el culo te la hinco.


Pd. La foto, el pescado reprobador haciendo de angel custodio (o es el pescado pecador? mmmmm ......ahora no lo sé..... Le falta el traje de Armani.

2 comentarios:

Arturo dijo...

Verbum et occulus habilis, sin duda. Gracias por visitar mi duna, siempre serás bien recibida. Te dejo un enlace, de un post sobre este tema, que escribí en su momento, (bastante peor hilvanado), por si quieres darte una vuelta por allí.
http://sandwords.blogspot.com/2008/03/los-nuevos-pecados-capitales.html

Un saludo, Arturo
(aprendiz de canonista ArturoCar)

Cristina Catarecha dijo...

Hola, visitante canonista.
Estuve en tu arena y dejé mi huella.
Estamos en la línea.

Saludos,